publicidad superior
Visto 83 veces

Expertos advierten sobre riesgos para la salud tras paso de Harvey

Harvey podría convertirse en la catástrofe natural más cara de la historia de Estados Unidos.

podría convertirse en la catástrofe natural más cara de la historia de Estados Unidos.

***Harvey tocó tierra el viernes pasado como huracán. Luego fue degradado a tormenta tropical y finalmente a depresión. En la última hora del jueves, se encontraba en el norte de Mississippi. Las autoridades siguen pronosticando lluvias de unos 50 centímetros en Louisiana, mientras Harvey se mueve hacia Arkansas en dirección norte. 

Washington/ las inundaciones provocadas por el del huracán Harvey por el sur de Estados Unidos, advirtieron los peligros la y crecen los temores respecto a los efectos económicos del mismo, degradado ya a depresión tropical.

En muchas áreas de Texas hay un mayor riesgo de epidemias. Según las mediciones realizadas, el agua que cubre a las zonas inundadas no es apta para bañarse, señaló DPA.

Si bien esto no implica un peligro en sí mismo, podría ser un indicador de alerta frente a la presencia de bacterias, dijeron los médicos. Además, se teme que el agua estancada derive en una plaga de mosquitos.

Por otro lado, todavía no se ha aclarado por completo la situación en torno a unas pequeñas explosiones ocurridas en una fábrica química en Crosby, cerca de Houston. Las autoridades brindaron el jueves informaciones contradictorias sobre la peligrosidad de la situación, por lo cual por el momento el panorama sigue siendo confuso. 

Además, aún se desconocen las cifras oficiales de víctimas. Los canales Fox News y CNN hablaban este viernes de unos 39 muertos, mientras continúan las operaciones de rescate. En la noche del jueves los bomberos empezaron a recorrer casa por casa en las regiones inundadas.

Un 75% de los habitantes de Port Arthur podrían haber perdido sus viviendas.

Un 75% de los habitantes de Port Arthur podrían haber perdido sus viviendas.

Por otro lado, si bien la Casa Blanca reportó el jueves unas 100.000 viviendas afectadas, un informe del diario The Washington Post indicó más tarde que ese número podría ser ampliamente superado ya que, de acuerdo a la información de Texas, unas 93.000 viviendas sufrieron daños sin contar los datos de Houston, uno de los lugares más afectados por el fenómeno y la cuarta ciudad más grande del país. 

También hay problemas en algunos lugares debido a la falta de abastecimiento de gasolina y de alimentos. Un importante oleoducto que provee gasolina a la población de la costa oriental suspendió el servicio, mientras varias refinerías continúan cerradas.

El gobernador de Carolina del Norte, Roy Cooper, declaró el estado de emergencia para permitir el rápido traslado de gasolina y subsanar el desabastecimiento en zonas afectadas. En la ciudad de Port Arthur los supermercados están vacíos. Un 75% de los habitantes de esa localidad podrían haber perdido sus viviendas. “Nuestra mayor preocupación es la reconstrucción”, dijo el alcalde, Derrick Freeman, a la vez que recordó que la ciudad sufrió las consecuencias de numerosos huracanes y siempre se recuperó.

Mientras tanto, más de 34.000 personas continúan hospedadas en alojamientos de emergencia, a donde llevaron objetos personales de valor, medicamientos y documentos importantes.

En Houston, el nivel del agua ya está bajando, aunque las autoridades todavía están ocupándose de las decenas de miles de personas que permanecen en los refugios y del restablecimiento de los servicios básicos. En Beaumont, unos 160 kilómetros al este, unos 120.000 residentes seguían sin suministro de agua potable. Las autoridades esperan que el agua se retire de buena parte de Houston entre la noche de este viernes y mañana sábado.

“Texas se está recuperando rápidamente gracias a todos los grandes hombres y mujeres que han estado trabajando tan duramente. Pero todavía hay mucho que hacer. ¡Estaré allí nuevamente mañana!”, tuiteó el presidente Donald Trump, quien este sábado recorrerá el área para observar los daños causados.

Según las primeras estimaciones, Harvey podría convertirse en la catástrofe natural más cara de la historia de Estados Unidos. 

Según el diario The Washington Post, el Gobierno estadounidense quiere liberar una partida de casi 6.000 millones de dólares (unos 5.000 millones de euros) en ayuda humanitaria para paliar los devastadores efectos en el sur del país.

La Casa Blanca y el Congreso ya han comenzado las conversaciones al respecto, aunque las deliberaciones oficiales empezarían la próxima semana, de acuerdo a la información. 

De esa cantidad, 5.500 millones irían a parar al lastrado fondo de ayuda para catástrofes de la Agencia Federal para la Gestión de Emergencias (FEMA) y otros 450 millones se destinarían a la Agencia Federal para el Desarrollo de la Pequeña Empresa (SBA) para la concesión de créditos de emergencia.

Trump prometió la llegada rápida de ayudas a las víctimas de Texas y esos 6.000 millones serían sólo una primera parte de un paquete mayor, señala el diario. 

Harvey tocó tierra el viernes pasado como huracán. Luego fue degradado a tormenta tropical y finalmente a depresión. En la última hora del jueves, se encontraba en el norte de Mississippi. Las autoridades siguen pronosticando lluvias de unos 50 centímetros en Luisiana, mientras Harvey se mueve hacia Arkansas en dirección norte.

Facebook Comments
Comparte...Print this pageShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Buffer this pageShare on LinkedInEmail this to someone

URL: http://www.diarioelnacionalista.com.ve/?p=42492

Comentarios estan cerrados


divisor 2

divisor 2

EN TWITTER

Galería de fotos

TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS (C) DIARIO EL NACIONALISTA C.A. 2017 | Rif: J-30174859-0 | DISEÑO Y MANEJO POR: DPTO. CREATIVO. (creativo@diarioelnacionalista.com.ve)